Energía limpia, motor sostenible

s-verde-centro
Ante el dilema energético, hay empresas que actúan con pensamiento global. Concienciar es el camino y la distinción el imperativo: Usar energías limpias en los procesos productivos e industriales debe fijarse como factor de ventaja sobre la competencia. Es tiempo de valorizar los productos de estas entidades.

Los consumos de energía tienen un gran impacto en el medio ambiente y debemos ser capaces de mitigar una parte de los efectos del cambio climático a través de las alternativas disponibles: Solar fotovoltaica, eólica, biomasa, marina, geotérmica, biocarburantes, hidráulica, minieólica.

La presencia de energías renovables en sectores tradicionalmente distantes a estas tecnologías es un rasgo diferencial de una cultura de innovación y sostenibilidad.

Si relevante es la utilización y divulgación, priorizamos como función sostenible el trabajo de las generadoras /suministradoras de energías renovables.

Más aún con la situación de incertidumbre que lo rodea, “la reforma hará prácticamente imposible la instalación de nueva generación renovable en los próximos años… va contracorriente, ya que en Europa el 72% de la nueva potencia instalada es de origen renovable”, según la Asociación de Productores de Energías Renovables.

Sector que generó ahorros en el mercado eléctrico por valor de 5.871 millones, invirtió 248 millones en I+D+i y empleó a 93.415 trabajadores, según su estudio del impacto macroeconómico de las energías renovables en España en 2013.

Hechos destacados: Considerando sus aportaciones eléctrica y térmica, evitó la importación de 19.778.011 toneladas de petróleo de combustibles fósiles y ahorro equivalente de 7.309 millones de euros. Y la emisión a la atmósfera 56.536.576 toneladas de CO2 y ahorro equivalente de casi 252 millones de euros.

Social tagging: > > >

Comments are closed.