Orujeras, sector oleico

s-verde-centro
Destacamos por su gran trabajo medioambiental, que permite valorizar todos los subproductos que se generan durante la producción del aceite de oliva, al mismo tiempo que la obtención de productos de gran calidad, como el aceite de orujo de oliva, el tratamiento de la biomasa, el hueso de la aceituna…

El aceite de orujo de oliva proviene de la aceituna al igual que aceite de oliva, pero con la diferencia del momento y del método de extracción, considerándose como el segundo mejor aceite vegetal que se puede consumir. Cada día más apreciado en el exterior, sus exportaciones han aumentado este año un 30%.

España es el primer productor mundial de aceite de orujo alcanzando una producción en la campaña estudiada del 70% del total, según el estudio “Estudio de la cadena de valor y formación de precios del aceite de orujo de oliva 2014” del Observatorio de Precios de los Alimentos.

Según la Interprofesional del Aceite de Oliva, hay 500.000 olivicultores, 1.740 almazaras (1.329 de ellas con envasadora), 178 envasadoras, 28 operadores, 22 refinerías y una comercialización media en torno a 1.200.000 toneladas al año de aceites de oliva.

El proceso de fabricación de las almazaras en el refino del aceite provocan grandes cantidades de residuo, el alperujo. Su tratamiento es realizado por las empresas orujeras. Cuando llevan a cabo mejores técnicas disponibles, biomasa y una política múltiple de valorización en subproductos, son casos de nueva sostenibilidad y cierran el ciclo sostenible de la aceituna, que parte de una fuente renovable y natural de materia prima: el olivar.

El sector de aceite de orujo de oliva en España contribuye con más de 3.000 trabajos directos y 15.000 indirectos, erigiéndose como un importante tejido industrial dedicado al procesamiento de la aceituna, que factura más de 250 millones de euros.

Social tagging: >

Comments are closed.